Antes y después de la transformación

    Hugo Alegre
    Profesor del área de Dirección General
    Publicado en el diario Gestión el 3 de julio del 2019

    La transformación digital es un proceso multifacético que implica dos momentos de cambio cultural; en la forma de trabajar, en los valores con los que se actúa, los criterios con los que se decide y en el modo en el que la organización aprende. El primer momento es previo a la transformación y el segundo es el que ocurre como resultado de esta.

    Para iniciar la transformación, se requiere de una cultura ágil y abierta a la experimentación para tomar riesgos, aun si no existe claridad en los beneficios, ni en las probabilidades de éxito.

    Una vez inmersos en el proceso de transformación se nos exige una nueva cultura organizacional que debe ser:

    Centrada en el cliente: Lo fundamental en una empresa es la existencia de un cliente que está dispuesto a pagar por el bien o servicio que ofrecemos. Poder anticipar sus necesidades, satisfaciéndolas mejor que el resto, es lo que nos mantendrá vigentes.

    Democratizada: Gran porcentaje de la información se obtendrá en tiempo real y cerca de donde suceden las cosas, esto, junto a una fuerza laboral capacitada y ávida de realizar tareas relevantes, requiere delegar trabajo con mayor contenido táctico e incluso estratégico.

    Colaborativa: La velocidad de cambios obligará a trabajar juntos en diferentes niveles de la organización para generar confianza, promover la transparencia y comprometer a cada miembro de la compañía, eliminando los silos organizacionales. Los pequeños equipos multidisciplinarios se impondrán sobre los grandes equipos especializados.

    Flexible: Esa misma velocidad, nos obligará a recomponer continuamente los equipos, con lo cual las organizaciones deberán ser mucho más flexibles para asignar, desarrollar, evaluar, motivar y compensar al personal.

    Basada en datos: La información se multiplica exponencialmente, con ello la automatización y la IA se amplifica, en consecuencia los mecanismos autómatas desplazan las funciones repetitivas y las personas tienen a su disposición más información para tomar decisiones. Por ello, será importante tener a un equipo preparado y capacita- do para interpretar la información y dirigirla a favor de la empresa.

    La transformación digital afecta a la compañía en distintos aspectos, por lo cual debemos democratizar el cambio, dándole oportunidad a toda la organización de poder abrazarlo.

    No hay comentarios

    Deja un comentario

    Tu email no será publicado. Todos los campos con (*) son obligatorios.

Volver

Testimonios

“La experiencia en el PAD ha sido muy gratificante y enriquecedora, no solo por la variedad e importancia de los casos tratados, sino por la […]

Ana María Gubbins Llona Gerente General AD 2011